Si hubo un hostel que nos encantó en nuestra ruta por Laos, fue el de Luang Prabang.

Se llama Little Freedom Friendlys Place. Lo más destacado es su piscina grande, el ambiente mochilero y un desayuno espectacular en el que puedes elegir entre 11 platos distintos. Por 4€ tiene una litera en habitación de 6 con aire acondicionado, baño compartido, lockers, WiFi y toalla. Además, tienes café, té y agua gratis las 24 horas. Recuerda que en el Sudeste Asiático no puedes beber agua del grifo.